****LORNA PAZ****
 


adios a la peliteñida.entrevista a lorna paz en alo

by Vane (no login)

 
Lo podeis leer aki tambien:

http://eltiempo.terra.com.co/REVISTAS/alo/2002-06-28/ARTICULO-WEB-NOTA_INTERIOR-67408.html















Alo


Bogotá
Ciencia
Computadores
Conflicto armado




Carrusel
Credencial
Motor





Lecturas
Panorama





Bienes raíces
Empleos
Vehículos





Estado de las vías
Estado del tiempo
Loterías





CEET
Club Suscriptores
Línea T
Trabaje con nosotros
Suscripciones
Cláusula de privacidad.




Recientemente, Lorna Paz ganó el premio Inte, en Miami, com mejor actriz de reparto por su trabajo en 'Betty, la fea'.





REVISTA ALÓ – EL TIEMPO.COM
Adiós a la peliteñida

Lorna Paz, la famosa Patricia Fernández en ‘Yo soy Betty, la fea’, cambia de look y de vida. ¿En qué anda la actriz? ¿Qué sueños la desvelan?

‘La peliteñida’, como se le conocía en la novela, analiza ofertas nacionales y muchas internacionales. Entre otras cosas, fue seleccionada para ser la ima-gen publicitaria de una marca de café estadounidense.

La mismísima Minnie Mouse se vio opacada por Lorna Paz en el parque de Walt Disney. Resulta que la actriz colombiana estuvo en enero pasado en Or-lando con sus hijos, su hermana Ivette y sus sobrinos. En jeans y una aparien-cia muy alejada de la piernona y peliteñida, Patricia Fernández empezó a ca-minar desprevenida por el famoso lugar. Sin embargo, los turistas latinoameri-canos la identificaron y… quién dijo miedo.

Lorna daba un paso y los chilenos la rodeaban para tomarse fotos... daba otro y los argentinos querían conversar con ella... se movía a la izquierda y los es-pañoles le pedían autógrafos... Los únicos que no entendían nada eran los es-tadounidenses, quienes la miraban con cara de sorprendidos.

Esta historia se ha repetido hasta el cansancio en los diez países de Hispa-noamérica que ha visitado. Ella no ha vuelto a vincularse con ningún proyecto, pero actualmente es una de las artistas con más ofertas internacionales, al lado de su hermana Angie, Amparo Grisales, Margarita Rosa de Francisco, Flora Martínez y Juanita Acosta.

Para empezar, renovó contrato con la NBC por dos años, en un acuerdo que le permite a la cartagenera participar en proyectos nacionales, en inglés (guar-dando para NBC la prioridad) y en cine. De hecho, por estos días negocia con el canal español Antena 3 una propuesta para presentar algunos especiales de verano y filmará el comercial de un café que procesan en Estados Unidos y que desean introducir en América Latina. Y aunque deseaba trabajar en Ar-gentina y por eso había aceptado una oferta del canal Telefé para hacer una novela, la actual situación de inseguridad en ese país la hizo cambiar de opi-nión.

En Colombia los televidentes se sorprendieron cuando empezó la serie Eco-moda y ‘la peliteñida’ brilló por su ausencia. La explicación es sencilla: "En ese momento había ofertas y se dio la coyuntura para firmar un muy buen contrato con Telemundo, el canal competencia del que iba a producir Ecomoda. No hu-bo ningún tipo de conflicto, igual hubiera sido muy rico trabajar con mis compa-ñeros y con RCN", apunta. En todo caso, no quiere desconectarse del país por ningún motivo y por eso estudia un libreto colombiano (no menciona el nombre porque no tiene autorización): el periodista y cineasta Ernesto MacCausland le envió el guión de su próxima película. “Este proyecto me llama mucho la aten-ción”.

El contrato con Telemundo la llevó a protagonizar la comedia Mi pequeña ma-má, la cual generó comentarios polémicos, al punto que algunos periodistas hablaron de un fracaso de la serie. “El problema fue de horario y de definición de la audiencia. Siempre creí que era un dramatizado de corte muy infantil; el humor que se hace allí les hubiera llegado a los niños, eso lo teníamos muy claro cuando la grabábamos y la serie la pasaron a las... un horario de adultos”, señala.

Esta es Lorna

Es ruidosa, extrovertida, llama la atención desde lejos. También es cálida, ex-cesivamente tranquila, al colmo de que su familia señala en coro que este es su gran defecto. Ivette, su hermana mayor, recuerda que cuando peleaba con amigos "me daba quejas a mí y yo me iba a pelear por ella”.

Sin embargo, su calma se transforma en ventarrones irrefrenables cuando se trata de vivir. Fue una niña inquieta: mientras su mamá jugaba cartas en el pri-mer piso de la casa, ella y sus hermanas se 'lanzaban' desde el segundo piso de una casa barranquillera para irse al famoso rumbeadero La Escollera, de Santa Marta.

Su madre, Yadira Jiménez, recuerda que Lorna detestaba peinarse y maqui-llarse, por lo cual le mantenía el pelo muy corto. Las hermanas aprovechaban entonces para ponerse toallas y medias en el pelo y jugar a que eran modelos, dueñas de una hermosa cabellera. Hoy, una parte del mundo la conoce como ‘la peliteñida’. Esta imagen le ha dado muchas satisfacciones pero quiere en-frentar sus nuevos trabajos con una apariencia más latina, por eso los estilistas Felipe Díaz y José Encizo le bajaron el rubio dorado que tenía y optaron por un tono más cenizo.

Arriesgada y noble

Conversar con ella es fácil. A pesar de vivir en Bogotá hace diez años, su acento costeño se siente cargado de mar.

-¿Cuál ha sido el momento más dulce y el más amargo de su vida?

La maternidad de mis tres hijos los más dulces, y el más duro, cuando veinte días antes de casarme con Eduardo uno de mis hijos se enfermó muy grave, fue horrible.

-¿Lleva ocho años de relación estable con Eduardo Paz, cuál es el secreto de la convivencia?

Todo radica en una combinación de su inteligencia y mi paciencia. Por su-puesto, el respeto y el amor son básicos.

- ¿Arriesgada?

Me da pánico arriesgarme y todo el tiempo lo hago. Incluso, la actuación tiene que ver con eso, me lancé a hacerlo. En lo personal me la juego por las perso-nas, cuando conocí a Eduardo tenía un año de separada, no me había ido muy bien y sin embargo me arriesgué a estar con él de una.

-¿Cómo es su relación con el dinero?

Me gusta un pensamiento de Borges en donde expresa que es fantástico tener dinero para no perder tiempo tratando de conseguirlo

-¿Pide perdón si se requiere?

Mucho. Yo me juzgo... Todas las noches pienso qué hice mal durante el día y si concluyo que la embarré con alguien, voy y se lo digo.

-¿Se ha sentido derrotada?

Varias veces. El divorcio de mi primer matrimonio es un caso claro. Luchas por algo, luego durante un tiempo te esfuerzas por salvar la relación y no sale bien, más cuando había una niña de por medio...

-¿Usted es psicóloga, ¿va al psicólogo?, sirven los psicólogos?

Hay que partir de la idea de que siempre es uno mismo el que se trata, pero el psicólogo es un guía en quien puedes confiar porque es objetivo. Yo sí he ido en algunas ocasiones.

-¿Qué le pide a la vida?

Que me presente a Alejandro Ámenabar o Steven Spielberg porque mi gran deseo actual es hacer cine

No dijo su nombre...

Eduardo Paz, compositor argentino, es desde hace ocho años la pareja de Lorna Paz y su manejador. El pasado 19 de octubre se casaron. Este es el fragmento de un texto que él aceptó compartir con ALÓ sobre la manera como conoció a su esposa:

Ella llegó, penumbrosa, delgada, desganada del día, y me miró con sus ojos de transparente esperanza. Le pregunté su nombre y no lo dijo. Nos tanteamos en las energías, desconociéndonos.

No hubo ningún diálogo al comienzo. Las miradas dijeron, sin decir una pala-bra, las distancias entre ambos.

Tenía algo de maíz, de trigo, de los mares del sur de mi patria. Quizá el verde del trébol, de la alfalfa, y en la sonrisa esquiva al sol, la palmeras y el zig zag arenoso del Caribe.

Estaba hecha de muchas mujeres, de escondidas dulcedumbres, de múltiples errores míos, de fragilidades en su corazón de pájaro.

Nos reconocimos como ignorados pecadores, habitantes de desilusiones y fra-casos, con la línea al horizonte del mañana.

Sobre una mesa descansaba El simbolismo de la cruz, de René Guénon; una biografía en inglés del mercader de esclavos Tippu Tib; Siete pistas sobre el origen de la vida, de Cairns-Smith; Un nuevo modelo del universo, de Ous-pensky y unos comics de Calvin & Hobbes.

Inexorablemente fue instalándose en mí con su albedrío, con su cesta de des-pistes, torpezas, con su espíritu claro, su pasado y su futuro. Se ponía triste y depresiva a veces, y en otras alumbraba con su luz todos los rincones rebeldes de la casa...

Ella es todavía un misterio. Conozco cada pensamiento y cada célula, pero es cambiante y predecible, imperfecta y bella, geográfica. En la cama llora y llora, mirando una película, y se va y se vuelve. Y es secreto que le gusta perderse en el bosquecito de pinos con sus cosas, que son cosas que comparte y nadie sabe. Todavía en los crepúsculos busco su nombre, y no me quiere decir cómo se llama.

Por Lucía Muñoz
Fotos de Juan David Betancur
Producción: Shaio Muñoz
Peinado y maquillaje: Antonio González Peluquerías
Carrera 9ª No. 90-25. Tel. 636 0801.
















Escrito desde Jun 28, 2002, 12:37 PM
de la dirección IP 213.99.64.10


Respond to this message

Return to Index

Create your own forum at Network54
 Copyright © 1999-2014 Network54. All rights reserved.   Terms of Use   Privacy Statement  
****LORNA PAZ****